Tue03312020

Last updateSun, 29 Mar 2020 2pm

Font Size

SCREEN

Layout

Cpanel
Back Retail & Consumo > Brasil: Comercio electrónico crece más de 180 %.

Retail / Consumo / Moda

Brasil: Comercio electrónico crece más de 180 %.

Se dispararon las transacciones de compra y venta por Internet, especialmente en categorías como alimentos, bebidas y artículos de salud e higiene.

El comercio virtual de alimentos, bebidas y artículos de salud y belleza registró un aumento de más de 180 % en las transacciones de las principales tiendas electrónicas de Brasil durante la última semana, por los efectos del coronavirus, según un estudio divulgado este viernes por la patronal.

Aunque las ventas electrónicas en el gigante suramericano están en capacidad de satisfacer un eventual crecimiento de la demanda, para la Asociación Brasileña de Comercio Electrónico (ABComm) no todas las tiendas están preparadas para atender la crisis de la pandemia.

"Algunas tiendas virtuales ya están comunicando en sus sitios web que existe la posibilidad de demoras y de reemplazo de productos debido a desabastecimientos", aseguró a Efe Mauricio Salvador, presidente de la ABComm.

Al posible desabastecimiento se suma la incertidumbre por las medidas adoptadas por los gobiernos regionales y el Federal, que cambian cada día por la emergencia y que en algunas regiones difieren entre lo que ordena la Nación y lo que mandan los gobernadores en los estados.

Por eso la recomendación de la patronal es negociar con los proveedores para tratar de reducir la escasez de inventario y vigilar los pronunciamientos oficiales y las restricciones de movilidad que ocurrirán en los centros urbanos.

La crisis que ha causado el coronavirus en el mundo y que en Brasil ya deja al menos 7 muertos y más de 620 personas contagiadas, hizo que entre el 12 y el 18 de marzo las ventas en las tiendas físicas cayeran pero que el comercio virtual de alimentos, bebidas y artículos de salud y belleza en el gigante sudamericano registrara un aumento de más de 180 % en la principales tiendas del país.

El comercio virtual se ha beneficiado de las medidas que restringen el movimiento de las personas, del temor de algunos a salir a las calles y del cierre de centros comerciales y tiendas de productos no esenciales ordenado por algunos estados brasileños.

Empresas de comercio electrónico consultadas por Efe dieron una panorámica de la situación.

La compañía Wevo-Wevo, que opera en el segmento de plataformas de integración para mercados minoristas, registró, tan solo entre el lunes y el jueves de esta semana un salto del 500 % en el pedido de artículos de necesidades básicas, que esta semana pasó de 8.000 hasta 40.000.

Ya en el campo de los repartidores, Eu Entrego, una empresa que cuenta con una red de conductores autónomos que trabajan con supermercados, registró un aumento del 30 % en las demandas, con posibilidades de llegar al 50 % este viernes.

Ante el crecimiento de la demanda a la ASBcomm le preocupan los posibles cierres de centros de distribución que ordenen las autoridades y que prohíban la circulación de los repartidores en las ciudades.

"Si esto sucede, las tiendas virtuales tendrán que operar en forma de emergencia, haciendo entregas solo de bienes de consumo esenciales, paralizando varias categorías", aseguró Salvador.

Un panorama a la expectativa

Para el presidente de la patronal, la crisis causada por el coronavirus no beneficiará económicamente a nadie ya que si bien ahora están creciendo las ventas en el comercio electrónico, las personas estarán más reacias a gastar.

Antes de la crisis por la pandemia del coronavirus, las expectativas de la ABComm era que para este año el comercio electrónico en Brasil generara un volumen financiero de 106.000 millones de reales (unos US$ 21.200 millones), lo que representaría un aumento del 18 % respecto a 2019.

Ahora, la situación no es clara para quien vive del comercio electrónico y las expectativas para este mercado son grises.

"Hubo una caída inicial de alrededor del 20 %, que creemos va a recuperarse. En el área de alimentos, bebidas y cosméticos, esta categoría tiende a aumentar porque las personas van a estar en casa y hay un aumento natural. Sin embargo, este es un escenario del momento, todavía son expectativas", aseguró a Efe Eduardo Fregonesi, director ejecutivo de Synapcom, una compañía que ofrece servicios completos para el comercio electrónico.

De acuerdo con el ejecutivo, los impactos inmediatos del coronavirus fueron "a la baja" y en general hubo una disminución, con excepción de la venta minorista de alimentos y medicamentos, que registró un "fuerte aumento".

Con las restricciones de trabajo en casa y de no salir de los hogares, la tendencia es que el comercio virtual y los domicilios crezcan y en este sentido a Fregonesi también le asusta lo que pueda ocurrir con los repartidores.

"Las compras en línea tienen sentido ahora, pero el riesgo está en los transportistas. Todavía no hemos logrado saber aquí qué dirección tomará con la evolución del coronavirus", dijo. (Fuente: EFE)